Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. OK | Más información
ok Avanzado
Mi cesta
Vacía
Bibliotecas Capuchinas Escuela Superior de Estudios Franciscanos Hermanos Capuchinos SERCADE Blog de la pastoral juvenil vocacional Albergues Capuchinos

Iribarren Zugasti, José

Iribarren Zugasti, JoséJosé Iribarren Zugasti nació en Aoiz el 22 de Abril de 1.927 y murió en Pamplona el 14 de julio del 2000.
Se ordenó sacerdote en diciembre de 1.950.
Se especializó en temas y artes sociales en el Instituto León XIII de Madrid.
Para reconocer la dimensión humana, religiosa y creativa de Damián Iribarren hay que arrimarse a su obra literaria, a sus composiciones en verso libre cargadas unas veces de misticismo y otras, de preocupación social: a sus sonetos de corte clásico, perfectos, recios y sonoros; a sus romances frescos y cantarines; a su prosa poética, siempre preciosa.
En todos sus escritos encontramos calor, hondura y belleza.
Datos que nos llevan a catalogar a Damián Iribarren como hombre de corazón, pensador y artista.
Hay que colarse en su estudio y ver su amplia obra pictórica que él esconde con humildad.

José Iribarren Zugasti, nació en Aoiz el 22 de abril de 1927 y murió en Pamplona el 14 de julio de 2000.
Se formó en los seminarios capuchinos de Alsasua, Fuenterrabía, Estella y Pamplona, ordenándose sacerdote en diciembre de1950.
Más tarde se especializó en cuestiones sociales en el Instituto León XIII de Madrid.

En 1957 llegó a Zaragoza como consiliario de la HOAC y, para conocer la problemática del mundo obrero, se trasladó a Vizcaya, donde trabajó como peón en Altos Hornos de Bilbao durante tres meses.

De nuevo en Zaragoza y, a partir del Congreso Internacional de Gitanos, centró su actividad en este sector socialmente marginado, ubicado en el lugar conocido por "Las Graveras". En este poblado gitano -utilizando materiales de derribo- en 1968 instaló su propia chabola. Allí colaboró en la construcción de una escuela y en la búsqueda de soluciones al problema de la vivienda.

El Ayuntamiento de Zaragoza acordó otorgarle, el 11 de enero de 1979, el Premio de la Ciudad Cesaraugusta en reconocimiento a su labor en los ámbitos social y cultural.
Posteriormente, Jaca, San Sebastián, Sangüesa y Pamplona serán el marco donde irá completando su biografía, en la que supo compaginar su dedicación religiosa con su faceta artística como pintor y poeta, además de su afición a la música.

Siento especial predilección por "Poemas de un mendicante", con sus trípticos al árbol, al humo, a la piedra, con sus canciones... con sus preguntas y paisajes dotados del mismo colorido, la misma tonalidad de verdes, ocres y azules plasmada en sus óleos.
Con sus palabras vivas donde nos advierte que: Vivir es mantenerse en equilibrio/ en olas sucesivas/ Sentirse en imposible/ Y ser audaz, inconformista y libre/ Amar el aire y el espacio/ tener dos alas decisivas/ y estar sujeto al tiempo, a la conciencia, al hombre y su ley.

María Socorro Latasa Miranda

Ver más Ver bibliografía

Libros del autor

Risa y ternura de unos papeles. P. Damián Iribarren
Romances y Oraciones a San Antonio de Padua
Desde la Luz y el Tiempo

Imprimir imprimir

Editorial Hermanos Capuchinos ● Plaza de Jesús, 2 (28014 Madrid) ● Tfno: 91 429 93 75
Project by 3emultimedia - Política de privacidad